Movilidad y Barrios || Zaragoza

El 5 de marzo Zaragoza celebró una de sus fiestas importantes, fecha que aprovecharon los representantes de los barrios para hacer sus demandas, como es el caso de Yolanda Gómez en nombre del barrio de La Cartuja, reivindicando un acondicionamiento de los locales municipales, o Ramón Royo, representante del barrio de Movera, que reclamaba una mayor implicación del Ayuntamiento en la recogida de basuras, para impedir el vertido de las mismas al río. María Luisa García, por parte del barrio de Utebo/Malpica, puso de manifiesto su total oposición a los recortes y a la necesidad de no suspender la ley de la dependencia, tan necesaria en su opinión.

Dentro de la amplia plétora de reivindicaciones que se pueden demandar, creemos desde TaxiSostenible que el ahorro diario debería ocupar un lugar relevante dentro de las mismas. Todos somos conscientes hoy en día del momento en que vivimos, y el mundo del automóvil y de los viajes no se libra de esta situación, sobretodo en lo que al precio de la gasolina se refiere. Cada vez sale más caro llenar el depósito, y eso es algo que sufren los vecinos de Zaragoza que viven en los barrios radiales y periféricos de la urbe que, además de tener que conducir hasta la capital, se ven obligados a sufrir los problemas que son también compartidos por los vecinos de Zaragoza, como son la búsqueda de aparcamiento, la pérdida de tiempo en congestiones, atascos, obras, multas de tráfico, etc.

Si ya coger el coche si vives en Zaragoza sale realmente caro, añádele el gasto de gasolina desde barrios más alejados y el resultado es un cóctel de gastos que no tiene fin.

20 kms en ciudad suponen un consumo de 3,2 € en condiciones ideales (sin tráfico y al precio actual del combustible). En 20 días (1 mes de ir al trabajo o a la ciudad) serían 64 euros esos 20 kms.

Sumémosle el seguro del coche, unos 25 euros mensuales, que puede ser poco menos o mucho más dependiendo de cada conductor, y el impuesto de circulación, unos 10 euros más al mes, 10 euros al mes de la revisión del coche anual y las posibles multas que nos pongan.

A grandes problemas grandes remedios dice el refrán, presentándose aquí una solución viable, como es compartir un taxi.

Veamos algunos de los motivos que sostienen esta opción:

  • HORARIO: 24 horas, los 365 días del año.
  • Compartir taxi sale más barato que llevar el coche propio todos los días desde los barrios periféricos a la ciudad.
  • Te recoge en la puerta y te deja en la puerta del trabajo tanto a la ida como a la vuelta, evitando tener que conducir por la mañana y después de salir de trabajar, con el cansancio acumulado.
  • Menos espacio barrera: se despejan las principales avenidas de vehículos, por lo que el tráfico es más fluido, reduciéndose las congestiones y, lo que es más, disminuyendo la emisión de gases nocivos que los coches liberan a la atmósfera.
  • Se aplica el principio de sostenibilidad también al servicio del taxi, que gasta menos combustible recorriendo menos kilómetros sin pasajeros.
  • Ya no hay necesidad de buscar sitio para aparcar por todos lados, mejorando obviamente la puntualidad al trabajo. El servicio de taxi compartido se puede programar desde la web www.taxisostenible.com de una manera rápida, sencilla y gratuita.

Veamos un ejemplo real:

Juan vive en un barrio algo alejado del centro de la ciudad. Le gusta salir a cenar con sus amigos el fin de semana, como a muchos chicos de 32 años. El presupuesto de Juan no le permite muchos excesos y ha de medir bien sus gastos: compartir taxi es la mejor opción.

Juan propone un taxi para la ida, en el que pueden reservar plaza otros vecinos de su barrio, compartiendo los gastos del recorrido. A esa carrera se suman María, Luis y Paula. Juntos acudirán al centro compartiendo los gastos de la carrera, y podrán aprovechar el compromiso de diferentes bares y discotecas tras cenar con los amigos para recortar más aún su presupuesto, disfrutando de vales de descuento o regalos.

Para el regreso, Juan no programó ninguna carrera compartida, pero accede desde su móvil y observa las carreras planteadas por otros pasajeros. María y Luis ya han regresado a casa, pero todavía tiene plaza libre en otra carrera propuesta por otro de sus vecinos, que decide reservar.

El taxi les ha dejado a todos en la puerta de su casa, cobrando a cada uno el importe proporcional de la carrera según el tiempo de uso de cada pasajero; Juan ha podido disfrutar de una gran noche de diversión, sin depender de excesivos gastos en movilidad o de terceras personas, y más aún, sin coger el coche propio, lo que le ha permitido tomarse unas copas más baratas en los locales asociados a la propuesta de TaxiSostenible y evitar luego las posibles multas de los habituales controles de alcoholemia.

Otros problemas que soluciona el taxi compartido son los desplazamientos de mujeres que prefieren viajar con otras mujeres, ya que TaxiSostenible pone a disposición de las mismas el servicio de Taxi Rosa, un servicio necesario para un aumento de la sensación de seguridad de las pasajeras en espacios cerrados como es el taxi.

En el caso de que necesites viajar a la capital para salir de marcha, también es una solución ideal, ya que no tienes que coger el vehículo propio, pudiendo volver a la hora que se programe el recorrido con tus amigos, y no debiendo perderte la fiesta por tener que conducir. No sólo no dependerás de terceros, sino que ahorrarás por los mismos motivos expuestos más arriba, además de contar con promociones de nuestros partners dirigidas a los jóvenes y a las personas que quieran divertirse sin descuidar la seguridad vial que supone coger un coche con alcohol en el cuerpo.

Taxi Sostenible comenzará sus primeras carreras en el mes de abril. ¡Regístrate Gratis!

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.